Ventas online: creció el comercio electrónico y se duplicó en un año

Fuente: La Nación ~ La modalidad se potenció durante el encierro, pero los buenos resultados siguieron en 2021; el 35% ya compra la mitad de los productos de consumo masivo de esta manera

El crecimiento del comercio electrónico, un fenómeno que se observa desde hace una década, pero que tuvo su explosión durante la cuarentena derivada del coronavirus, no detiene su marcha: en el primer semestre de este año, las ventas por esa vía se duplicaron en términos nominales (crecieron un 101%) respecto de 2020, un año que ya había sido bueno para el sector y que había mostrado un avance de 124% en comparación con 2019.

El dato surge de un informe de la consultora Kantar preparado especialmente para la Cámara Argentina de Comercio Electrónico (CACE), en el que se especifica que en la primera mitad del año el ecommerce registró una facturación de $631.788 millones, unos $317.186 más que en igual período de 2020 y $228.510 millones por encima de lo registrado en todo 2019.

Este auge estuvo explicado por un 47% más de órdenes de compra (80,3 millones) que las emitidas en el primer semestre del año pasado; por un ticket promedio que fue 53% mayor ($5222) y por un 31% más de productos vendidos (120,9 millones de unidades), según surge del trabajo mencionado, que se elaboró a partir de 200 encuestas online realizadas desde el 14 hasta el 24 de julio de 2021.

Gustavo Sambucetti, director institucional de la CACE, destacó que el e-commerce se mantiene en un crecimiento constante. “Vemos que el consumidor habitual empezó a comprar más categorías y con mayor frecuencia, y que a su vez se sumaron nuevos compradores, que tienen la particularidad de que ya no son del segmento de clase media y media alta, de entre 25 y 45 años, sino que se amplió la base en términos de edad y de nivel socioeconómico”, comentó.

Sambucetti también señaló como muy auspicioso el hecho de que, si bien en 2020 el e-commerce se utilizó como forma de subsistencia, porque no se podía salir de la casa, cuando hoy se pregunta a los consumidores qué categorías piensan comprar contestan que son las que no vienen comprando, como entradas para espectáculos, movilidad y transporte, y educación. “Esto demuestra que el comercio electrónico no fue solo el bombero para resolver la situación puntual de aislamiento, sino que definitivamente ya es parte del hábito de compra de los usuarios”, opinó el directivo.

Las cifras no sorprenden, si se tiene en cuenta que, tal como concluye el estudio de Kantar para la CACE, el 35% de los argentinos manifestaron comprar ahora más de la mitad de los productos de consumo masivo de manera online, mientras que antes de la pandemia solo lo hacían el 15%.

Dentro de esta tendencia hacia las compras online mantiene el protagonismo el e-commerce propio, que en el período analizado concentró el 77% de la facturación, el 76% de las órdenes de compra y el 75% de las unidades. Le siguen en importancia el marketplace (con 16%, 19% y 19%, respectivamente), el B2B2C –una combinación entre venta a consumidor final y a empresas– (capta 3% en todos los casos), y redes sociales (3%, 2% y 2%, respectivamente). ¿Qué fue lo más vendido por este canal en el año? Medido en unidades, el primer lugar lo ocupó “alimentos y bebidas”, seguido por “indumentaria no deportiva”, “hogar, muebles y jardín”, “artículos de limpieza” y “accesorios para motos y autos”. Pero medido en facturación, el top five quedó conformado así: “hogar, muebles y jardín”, “línea blanca”, “celulares”, “computación” y “electrónica, audio, video y TV”.

Las pymes también venden más en el canal online, pero todavía les falta un camino por recorrer. Salvador Femenía, secretario de prensa de la Confederación Argentina de la Mediana Empresa, dijo: “El avance del e-commerce es innegable y se va a mantener, pero a las pymes aún nos falta trabajar más para lograr mayor seguridad en la operatoria”.

Esta explosión traccionó también al sector logístico y al de la tecnología vinculada con él. Álvaro Echeverría, CEO y fundador de Simpliroute, software de inteligencia logística, comentó que en los últimos años la transformación digital generó cambios importantes. “Este contexto obligó a las organizaciones a asumir nuevos retos, como el uso de las innovaciones tecnológicas, que tienen como objetivo incrementar su eficiencia operacional, reducir costos y aumentar la satisfacción de sus clientes”, señaló el ejecutivo, que en el último año reportó un crecimiento de 70% en el país.

Las vidrieras se recalientan con la primavera y los precios de la ropa llegan con subas del 60 por ciento

Fuente: Infobae ~ Septiembre suele ser un mes estacionalmente alto para el rubro por el cambio de temporada, como sucede en marzo. Pero sigue muy por encima del IPC general. Cuáles son las causas

Como la coalición del Frente de Todos, las vidrieras están que arden. Con el inicio de septiembre y el cambio de temporada, los precios de la ropa y el calzado volvieron a recalentarse y a mostrar que se mantiene en estos rubros la inercia inflacionaria, con niveles interanuales bastante por encima del nivel de inflación general. Aunque lejos del 80% de incremento que supieron reflejar entre fines del 2020 y comienzos de este año, las cifras no bajan del 63%, más de diez puntos por arriba del promedio del IPC del Indec.

Si bien todavía es temprano para saber cómo dará el índice del Indec, en el sector de la indumentaria ya anticipan que la ropa de verano llegó a los locales comerciales con aumentos que oscilan entre el 58% y el 61% respecto de igual período del año previo, y que se debe, en gran parte, al incremento de más de 100% en la mayoría de los insumos que se utilizan para fabricar las prendas.

“Hace 6 meses, el Indec decía que el incremento interanual era del 79% y ahora bajó a 64%”, dijo una fuente de la industria, en referencia al informe de inflación oficial de agosto. Puntualmente, según el Indec, en agosto los precios de la ropa y el calzado subieron 3,4% respecto de julio -cuando el IPC general dio 2,5% de suba- y acumularon en doce meses un alza del 63,6%. Vale aclarar que el aumento del rubro respecto del período anterior fue elevado para tratarse de un mes de liquidaciones.

“Los aumentos anuales rondan el 60%, que es la inflación real. Y tiene que ver con que los insumos aumentaron más de 100%, que se compensa con otros costos, como la mano de obra, no subieron tanto. Hay una inflación mundial sobre la indumentaria. Los valores en dólares subieron mucho desde el inicio de la pandemia”, explicó la fuente del sector.Muchos de los insumos que utiliza la industria textil y de indumentaria son importados y han sufrido fuertes incrementos en dólaresMuchos de los insumos que utiliza la industria textil y de indumentaria son importados y han sufrido fuertes incrementos en dólares

Según un relevamiento de la Cámara Industrial Argentina de la Indumentaria (CIAI), entre febrero de 2020 y junio de este año, telas como el rústico o el jersey elastano treparon 118%, frente a un dólar oficial que subió 55% y un dólar libre que aument 98 por ciento.

Ante la mirada, siempre atenta, de la secretaria de Comercio Interior, Paula Español -hoy parte de la lista de “funcionarios K” que le presentaron la renuncia al presidente Alberto Fernández-, desde la CIAI y la Federación de Industrias Textiles Argentinas (FITA) comenzaron hace algunos meses a realizar, cada entidad con su sector, un relevamiento de aumento de costos de sus insumos. Y en ambos casos hay plena coincidencia en que la fuerte suba de los precios en dólares sumado al incremento de los fletes y la variación del tipo de cambio incidieron negativamente, y lo siguen haciendo.Lo que costaba USD 1, hoy con el aumento del flete internacional cuesta USD 1,5 (Fundación ProTejer)

Al respecto, desde la Fundación Pro Tejer precisaron que el valor de los insumos varía mucho según cada producto, pero que la lycra, por ejemplo, aumentó 50% en dólares en un año y lo que costaba USD 1, hoy con el aumento del flete internacional cuesta USD 1,5. “En el caso del algodón, es un insumo nacional, pero tiene valor dólar, como todas las materias primas básicas. Y hay muchos insumos que no se producen en la Argentina; los colorantes, por ejemplo, vienen de India. La lycra o el poliéster, también importadas”, justificó una fuente de la entidad, al tiempo que agregó: “El valor de la indumentaria está dado por la confección”. El eterno debate dentro de la cadena de valor: quién tiene la culpa de los aumentos.

De todos modos, también se dio en la industria textil una reducción importante en la oferta desde el año pasado, que no puede abastecer la demanda. Por lo tanto, ello también genera tensión en los precios. Que se tradujo luego en subas no sólo en las marcas, sino también en los mercados informales. Por otra parte, también conforma el mercado el mundo de las prendas importadas.La secretaria de Comercio, Paula Español, acusaba a los empresarios del sector de subir los precios porque tenían financiamiento subsidiadoLa secretaria de Comercio, Paula Español, acusaba a los empresarios del sector de subir los precios porque tenían financiamiento subsidiado

Los incrementos de precios del sector por sobre el índice general de inflación habían sido una de las excusas que el Gobierno encontró para excluirlos del Ahora 12 en marzo pasado. Paula Español acusaba a los empresarios del sector de subir los precios porque tenían financiamiento subsidiado. Hoy volvieron a ser incluidos, pero con la advertencia oficial de que mirarían de cerca la evolución de los valores.

Este es un plan (Ahora 12) muy ambicioso, definitivamente, porque suma ahora también indumentaria y calzado. Espero que los textiles, que han aumentado sus precios fuertemente, no aprovechen esta oportunidad de ventas para seguir aumentando los precios, y que piensen en la posibilidad de que todos los argentinos puedan lograr acceder a una mejor indumentaria sin que eso signifique mayores precios”, había dicho el jefe de Estado a comienzos de agosto, cuando relanzó el programa, con la incorporación del Ahora 24 y Ahora 30 para algunos rubros.

Esta decisión dinamizó las ventas de los sectores, que no terminaban de reaccionar, aunque no todos los comercios ofrecen las 12 cuotas. En algunos casos, como las marcas de indumentaria masculina o de niños, sólo disponen de 3 y 6 cuotas sin interés.

Según datos de la CIAI, la venta está mejorando a nivel general a partir de las aperturas -en 2020 estuvieron muchos meses cerrados- y de una mayor producción. En comparación con el 2019, la fabricación se ubica 15% arriba y las ventas, 10% por encima, contaron a Infobae fuentes de la entidad.

La industria trabajó al 64,1% de su capacidad (se ubicó 5 puntos por encima de 2019)

Fuente: Ámbito ~ Se trata del segundo mayor nivel para ese mes después del máximo de 2017. Condice con la recuperación del sector en los últimos meses.

La Utilización de la Capacidad Instalada de la Industria (UCII) subió en julio al 64,1%, frente al 56,8% de igual mes del año pasado, según informó el INDEC. Con este nivel de ocupación, el indicador se ubica en el segundo mayor nivel para un mes de julio, quedando un punto porcentual por debajo del máximo de 2017, cuando alcanzó al 65,1%.

El aumento en la utilización de la capacidad industrial resultó congruente con el incremento que tuvo la actividad durante julio, que alcanzó al 13% en relación a igual mes del año pasado. De esta manera, la industria acumuló un alza del 21% en lo que va del año, y la construcción el 53,3%. Con esta suba, la industria se ubicó 4,9% por sobre el nivel de actividad acumulada entre enero y julio del 2019, destacó el Ministerio de Economía.

Crecieron de forma interanual todos los bloques con excepción de Tabaco, que registró una baja de 23,8 puntos porcentuales interanual, resultado de la alta base de comparación debido a la recomposición de stocks que tuvo lugar en los meses de mayo a julio de 2020, tras el cierre de las fábricas en abril de ese año en el marco de las medidas de prevención sanitaria.

El Ministerio de Economía, luego de que el INDEC diera a conocer el trabajo, informó que los bloques sectoriales que presentan niveles de utilización de la capacidad instalada superiores al nivel general del 64,2% fueron industrias metálicas básicas, con el 81%; papel y cartón, 77,7%: Productos minerales no metálicos, vinculados a la construcción, con el 77,2%; Refinación del petróleo, 72,1%, y sustancias y productos químicos, 70,2%.

Los bloques sectoriales que se ubican debajo nivel general fueron Alimenticios y bebidas, con el 62,2%; Textiles 58,4%: Edición e impresión, 56,5%; Productos del tabaco, 55,7%, Metalmecánica 54,8%; Productos de caucho y plástico, 52,4%, y la Industria automotriz, 41,1%.

Por sector, en julio se mantuvo “una alta tasa de difusión, con crecimiento interanual en 14 de los 16 sectores, 10 de ellos a dos dígitos”.

El INDEC también realizó una encuesta de expectativa entre los empresarios. En el sector Industrial, el 29,7% de los consultados estimó que la actividad continuará en aumento hasta octubre inclusive, contra un 16,9% que no prevé mayores cambios, mientras que el restante 50,4% no anticipó mayores cambios.

En ese marco, el 28,3% de los consultados estimaron que se incrementarán sus exportaciones, frente a un 21,1% que anticiparon una merma, y un 50,6% que no consideraron que vaya a haber mayores cambios.

Registraron subas interanuales por encima del promedio del 13% interanual de julio Metálicas básicas (+20,0 p.p.), Textiles (+15,3 p.p.), Papel y cartón (+12,7 p.p.), Automotriz (+11,3 p.p.), Metalmecánica (+10,2 p.p.) y Minerales no metálicos (+9,7 p.p.).

Estos dos últimos sectores, junto con Caucho y plástico (+5,1 p.p. interanual), acumulan 11 meses consecutivos de crecimiento.

Por su parte, las menores subas interanuales se observaron en Químicos (+1,5 p.p.) y Alimentos y bebidas (+2,7 p.p.), ambos sectores que se vieron menos afectados por el ASPO en 2020.

El consumo se recuperó en los últimos meses en centros comerciales

Fuente: Télam ~ Según la Confederación Argentina de la Mediana Empresa “incidieron positivamente en las ventas la estabilidad del dólar, los incrementos salariales, la menor inflación del mes, y la mayor inyección de dinero desde el Estado hacia los hogares”.

Tras el desplome del sector en 2020, el consumo en centros comerciales y supermercados viene mostrando un sostenido crecimiento.
El consumo en centros comerciales y supermercados, como también en el segmento mayorista, viene mostrando un leve pero sostenido crecimiento en los últimos meses, tras el desplome del sector en 2020 por la pandemia.

Las ventas minoristas pymes a precios constantes crecieron 9,1% en agosto frente al mismo mes de 2020 y 40,6% de los comercios relevados declaró estar mejor que en 2019, el año previo a la pandemia, de acuerdo con el último informe de la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME) difundido este martes.

Según CAME, las ventas minoristas crecieron 9,1% en agosto de este año respecto del mismo período de 2020, aunque se ubicaron 6% por debajo de las de agosto de 2019; y en el acumulado de año subieron 13,7% frente a 2020 pero cayeron 12,3% respecto de 2019.

CAME señaló que “incidieron positivamente en las ventas la estabilidad del dólar, los incrementos salariales, la menor inflación del mes, y la mayor inyección de dinero desde el Estado hacia los hogares”.

La entidad consideró que “el consumo continuó recuperándose, aunque muy atado a las restricciones de los bancos en el financiamiento con tarjetas de crédito y la incertidumbre electoral, que incidieron sobre todo en la venta de bienes durables”.

Respecto de julio 2021
Frente a julio 2021, las ventas crecieron 0,6% en promedio, con los mayores aumentos en jugueterías y librerías (17,7%), ferreterías, materiales eléctricos y construcción (10,7%) y farmacias (4,2%); mientras que las mayores caídas ocurrieron en calzado y marroquinería (-8,1%), alimentos y bebidas (-4,1%) e Indumentaria, lencería y accesorios (-3%).

Respecto de agosto 2020
Respecto de agosto de 2020 crecieron 9,1% en promedio, con las mayores tasas de variación en indumentaria, lencería y accesorios (38,5%), jugueterías y librerías (24,0%), y ropa y artículos deportivos y de recreación (26,4%) y caídas en alimentos y bebidas (-7,1%) y perfumería y cosmética (-8,8%).

“El consumo continuó recuperándose, aunque muy atado a las restricciones de los bancos en el financiamiento con tarjetas de crédito y la incertidumbre electoral”

En el caso de electrodomésticos, artículos electrónicos, computación, celulares y accesorios, CAME destacó “el rechazo de las tarjetas de crédito por falta de fondos, o atrasos en los pagos” debido a que “los bancos vienen actualizando los límites muy por debajo de la inflación y cortando las tarjetas si se demora el pago”.

“Hubo más disparidad de lo habitual entre un comercio y otro, aunque hay expectativas de que las ventas mejoren en noviembre y diciembre, cuando finalice el ciclo electoral”, agregó.

En cuanto a los alimentos y bebidas, la entidad analizó que “la baja se debe a la búsqueda de productos más económicos, a las promociones de los supermercados en una economía donde la gente dedica más tiempo a buscar ofertas, y al mayor cuidado en el consumo”.

“La inflación del mes en estos productos se desaceleró y muchos de los comercios consultados informaron que hicieron lo posible por mantener los precios”, destacó.

En el caso de electrodomésticos, CAME destacó "el rechazo de las tarjetas de crédito por falta de fondos, o atrasos en los pagos".En el caso de electrodomésticos, CAME destacó “el rechazo de las tarjetas de crédito por falta de fondos, o atrasos en los pagos”.

Informe delInstituto Nacional de Censos y Estadística
En la misma línea, los últimos datos del Instituto Nacional de Censos y Estadística (Indec) reflejaron que las ventas en los grandes centros de compra o shoppings tienen una tendencia alcista en los últimos meses, luego de estar cerrados durante gran parte del 2020 por la pandemia de coronavirus.

En junio, las ventas totales en los grandes centros comerciales a precios corrientes relevadas en la encuesta nacional alcanzaron un total de 15.805,8 millones de pesos, lo que representa un incremento de 448,8% respecto al mismo mes del año anterior.

Por su parte, las ventas en los supermercados crecieron durante junio 1% en relación a igual mes de 2020 y medidas a precios constantes, aumentaron 1,3% en relación a las de mayo pasado.

El consumo en las grandes cadenas de supermercados revirtió de esta forma en parte la merma registrada en mayo en el cotejo interanual, cuando marcó un retroceso de 2,6% en media de las nuevas medidas de aislamiento parcial dispuesta durante la segunda ola de coronavirus.

En junio, las ventas en los grandes autoservicios mayoristas también marcaron una mejora respecto a doce meses atrás, con una suba de 9,4% y de 3% frente a mayo pasado.

Infografía.Infografía.

En los supermercados, las ventas a precios corrientes en junio sumaron $ 116.328,0 millones, lo que representó un incremento de 48,7% respecto al mismo mes del año anterior, frente a un aumento de precios del 47,2%, según los datos informados por el Indec en base a la evolución del Costo de la Vida.

Por su parte, las operaciones por el canal online sumaron $ 4.810 millones, equivalente al 4,1% del total, y con una mejora de 30,8% respecto al mismo mes del año anterior.

Ahora 12 tuvo récord de ventas y buscan ampliar el límite de las tarjetas

Fuente: BAE ~ En comparación el 2020, año en el que rigieron las diferentes medidas sanitarias por la pandemia del coronavirus, las compras con el plan de cuotas fijas crecieron un 33%. Tarjetas adheridas 2021 y operaciones en crecimiento 

La secretaria de Comercio Interior, Paula Español, destacó el récord de ventas a través del programa Ahora 12, y afirmó que se trabaja con los bancos para incrementar los límites de las tarjetas de crédito.

“Julio ya marcó un récord en cantidad de ventas Ahora 12, el año pasado ya había sido un programa que había permitido sostener el consumo en un año tan difícil como fue el 2020 en materia de pandemia”, aseguró Español en diálogo con radio Futurock.

Por otra parte, la funcionaria anticipó que “se está trabajando con el Banco Central, que también tiene diálogo permanente con los bancos, para incrementar los límites de las tarjetas“, y que el programa “pueda crecer en su máximo potencial”.

“Nosotros desde la Secretaría de Comercio Interior lo que monitoreamos es que no se le ponga ningún tipo de límite a las compras con Ahora 12, cuando detectamos un banco que lo hacía lo imputamos y estamos en un proceso de multa, porque eso no se puede hacer”, agregó.

La cantidad de operaciones que se realizaron en todo el país a través del programa Ahora 12 creció 33% interanual durante la primera quincena de agosto, con una facturación de $45.000 millones.

Ahora 12

Según Informó la Secretaría de Comercio Interior, la ampliación de los nuevos planes de financiación en 24 y 30 cuotas fijas con tarjeta de crédito, “generó una reacción positiva” de los consumidores.

Casa de electrodomésticos 

Por caso, la venta de electrodomésticos de línea blanca, medida en cantidad de operaciones, se situó un 18% por encima de agosto de 2020 y generó una facturación de $12.600 millones.

En el Día del Niño, las ventas de  juguetes y juegos de mesa tuvieron un salto positivo del 36% con respecto al mismo evento del año pasado, con un monto de $1.200 millones. 

Línea blanca 30 cuotas

En los primeros días de agosto, el Gobierno lanzó una nueva etapa del Ahora 12, en la que incorporó planes de 24 y 30 cuotas para productos de línea blanca y 12 cuotas para indumentaria. Las bicicletas, inclusive eléctricas, se agregaron a los planes de 3, 6 y 24 cuotas.

Durante la primera mitad de ese mes, se registraron 3,5 millones de operaciones, lo que significó un 33% más respecto al mismo período del 2020. Ese volumen de transacciones representó una facturación total de $45.000 millones, de acuerdo con cálculos oficiales.

Plan ahora 24 

Este Programa, con todos sus planes de cuotas, permitió generar una facturación acumulada de $363.871 millones entre enero y julio de este año, que significó un crecimiento del 61% interanual.

En total, en el primer semestre de 2021 se realizaron 30.500.000 de operaciones: los rubros con mayores ventas fueron línea blanca, que representó un 27% del total; indumentaria, con el 23% y materiales para la construcción con el 11%.

Forman parte del Programa 30 rubros de productos y servicios producidos y comercializados en el país, destacó Comercio Interior.

Todos los productos y servicios se pueden adquirir mediante compra online y en los locales adheridos de todo el país, los 7 días de la semana, con todas las tarjetas de crédito con las que se encuentre adherido el comercio.

Ahora 12 tarjetas adheridas

Del programa del plan de cuotas participan las siguientes tarjetas: 

  • Galicia
  • Santander
  • Macro 
  • Banco Patagonia
  • HSBC

3 o 6 cuotas fijas mensulaes

En esta disposición de cuotas se pueden comprar los siguientes productos: 

  • Indumentaria: ropa de vestir para hombres, mujeres y niños, también ropa de trabajo, deportiva, de uso diario y accesorios de vestir). Incluye joyería y relojería.
  • Calzado y Marroquinería: calzado deportivo y no deportivo, carteras, maletas, bolsos de mano y artículos de marroquinería de cuero y otros materiales.
  • Muebles: todos los muebles para el hogar.
  • Bicicletas: todo tipo de bicicletas, inclusive las eléctricas, sus partes o piezas.
  • Turismo: comprende servicios o productos dentro del Territorio Nacional: pasajes de ómnibus, pasajes aéreos, hoteles, alojamientos turísticos, paquetes turísticos adquiridos a través de agencias de viaje habilitadas, autos de alquiler, excursiones y actividades recreativas, y productos regionales. Solo en 6 cuotas
  • Libros: textos escolares y libros.
  • Anteojos y Lentes de Contacto: anteojos recetados y lentes de contacto, adquiridos en ópticas cuyo valor sea menor o igual a $ 15.000.
  • Artículos de Librería: cuadernos, papelería, lápices, lapiceras, mochilas, cartucheras, etiquetas, entre otros.
  • Juguetes y Juegos de Mesa.
  • Servicios Técnicos de Electrónica y Electrodomésticos para el Hogar
  • Artefactos de iluminación, incluyendo los artefactos eléctricos de iluminación con tecnología LED
  • Perfumería: productos de cosmética, cuidado personal y perfumes.
  • Pequeños Electrodomésticos.
  • Servicios de preparación para el deporte: gimnasios.
  • Maquinaria y Herramientas: taladros, amoladoras, angulares, lijadoras, pulidoras, sierras, soldadoras con electrodos revestido, soldadora sistema TIG, soldadora sistema MIG-MAG y morsas.
  • Servicios Educativos: cursos de idioma, de informática, deportivos y actividades culturales. No incluye escuelas ni universidades.
  • Servicios de Cuidado Personal: peluquerías y centros de estética.
  • Organización de Eventos y Exposiciones Comerciales: catering y fotografía.
  • Servicios de Reparación de Vehículos Automotores y Motocicletas.
  • Servicios de Instalación de Alarmas.
  • Balnearios.

Ahora 12 o 18 cuotas fijas mensuales

Se pueden comprar productos como:

  • Línea Blanca: aires acondicionados, climatizadores de aire o ventilación, lavavajillas, lavarropas y secarropas, cocinas, hornos y anafes, calefactores y estufas, termotanques y calefones, heladeras, congeladores y freezers.
  • Indumentaria: ropa de vestir para hombres, mujeres y niños, también ropa de trabajo, deportiva, de uso diario y accesorios de vestir). Incluye joyería y relojería. Sólo en 12 cuotas.
  • Calzado y Marroquinería: calzado deportivo y no deportivo, carteras, maletas, bolsos de mano y artículos de marroquinería de cuero y otros materiales. Sólo en 12 cuotas.
  • Materiales y herramientas para la construcción: arena, cemento, cal, yeso, ladrillos, hierro, chapa, aberturas, maderas, cerámicos, sanitarios, caños y tuberías, grifería, membranas, tejas,
    pintura, vidrios, herrajes, pisos de madera y herramientas de trabajo.
  • Muebles: todos los muebles para el hogar.
  • Bicicletas: todo tipo de bicicletas, inclusive las eléctricas, sus partes o piezas.
  • Motos: cuyo precio final no sea superior a $ 250.000.
  • Turismo: comprende servicios o productos dentro del Territorio Nacional: pasajes de ómnibus, pasajes aéreos, hoteles, alojamientos turísticos, paquetes turísticos adquiridos a través de agencias de viaje habilitadas, autos de alquiler, excursiones y actividades recreativas, y productos regionales.
  • Colchones: Comprende colchones y sommiers.
  • Libros: textos escolares y libros.
  • Anteojos y Lentes de Contacto: anteojos recetados y lentes de contacto, adquiridos en ópticas cuyo valor sea menor o igual a $ 15.000.Solo en 12 cuotas.
  • Juguetes y Juegos de Mesa.
  • Neumáticos, accesorios, kit de conversión de vehículos a gas GNC y repuestos para automotores y motos.
  • Instrumentos Musicales.
  • Computadoras, Notebooks y Tablets.
  • Televisores y Monitores.
  • Servicios de preparación para el deporte: gimnasios.
  • Equipamiento Médico: comprende: electrocardiógrafos, desfibriladores, monitores para distintas señales fisiológicas, balanzas de grado médico, instrumental, equipos de laboratorio clínico, elementos de esterilización.
  • Balnearios: Sólo en 12 cuotas.

Plan Ahora 24

  • Línea Blanca: aires acondicionados, climatizadores de aire o ventilación, lavavajillas, lavarropas y secarropas, cocinas, hornos y anafes, calefactores y estufas, termotanques y calefones, heladeras, congeladores y freezers.
  • Materiales y herramientas para la construcción: arena, cemento, cal, yeso, ladrillos, hierro, chapa, aberturas, maderas, cerámicos, sanitarios, caños y tuberías, grifería, membranas, tejas, pintura, vidrios, herrajes, pisos de madera y herramientas de trabajo.
  • Muebles: todos los muebles para el hogar.
  • Bicicletas: todo tipo de bicicletas, inclusive las eléctricas, sus partes o piezas.
  • Colchones: Comprende colchones y sommiers.
  • Neumáticos, accesorios, kit de conversión de vehículos a gas GNC y repuestos para automotores y motos.
  • Computadoras, Notebooks y Tablets.
  • Televisores y Monitores.
  • Pequeños electrodomésticos

Ahora 30 

Línea Blanca: aires acondicionados, climatizadores de aire o ventilación, lavavajillas, lavarropas y secarropas, cocinas, hornos y anafes, calefactores y estufas, termotanques y calefones, heladeras, congeladores y freezers.

Accesorios de primavera. Cuáles son los zapatos y carteras que se van a usar esta temporada

Fuente: La Nación ~ Sí total al color, las formas y las texturas en calzados y carteras. Te mostramos los que van a ser un must.

Producción de Julieta Cuevas
Producción de Julieta CuevasRamiro Gonzalez

Sandalias, Mishka, $12.300. Chatas de rafia, Mishka, $13.500. Sandalias, Lu Boloque $14.800. Zapatillas, Puma, $14.000.

CARTERAS

Producción de Julieta Cuevas
Producción de Julieta CuevasRamiro Gonzalez

Blusa de gasa, Pía Carregal, cartera de charol, Las Pepas, $8900.

Producción de Julieta Cuevas
Producción de Julieta CuevasRamiro Gonzalez

Tricolor, Mishka, $8700. Bandolera estampada, Lacoste, $20.000. Riñonera, Perramus, $9020. Bandolera, Peter Kent, $22.695.

Producción de Julieta Cuevas
Producción de Julieta CuevasRamiro Gonzalez

Cartera tipo baúl, Peter Kent, $34.410. Triangular, Sentez, $30.900. Tote símil croco, Justa Petra, $18.400. Con hebilla texana, Mishka, $15.900. Minibag, Lu Boloque, $12.600.

Agradecemos a Pola Atelier Jardín (@pola.atelier) y a Sofía Montecchia su colaboración en esta nota.

Escuela CIMA, formadora de mano de obra calificada

Fuente: CIMA ~ Iniciamos un nuevo proceso de reactivación productiva y de crecimiento industrial en un mercado en el que urge contar con mano de obra calificada para enfrentar los nuevos desafíos. Por este motivo, CIMA participó de una reunión en el Ministerio de Trabajo.

A partir de la revolución industrial, la capacitación ha jugado un papel preponderante en el desarrollo de los trabajadores y de las industrias.

Mucho se ha hablado del déficit de mano de obra en un contexto donde la pandemia ha disminuido la participación laboral, pero hay muchos sectores que ya han recuperado su actividad. Y en tiempos en los que se analizan y toman medidas para potenciar una «normalización» de las actividades productivas, la calificación de los empleados y el cambio en la matriz productiva por la transformación digital está muy presente.

En este sentido y con motivo de potenciar el desarrollo de nuestro sector y de facilitar soluciones a las empresas en busca de personal, Rubén Pallone, presidente de CIMA, le acercó a Carlos Moroni, ministro de Trabajo de la Nación, una propuesta de formación de mano de obra calificada en diferentes disciplinas, a través de nuestra escuela de oficios. Cabe mencionar que la Escuela CIMA goza de un alto prestigio como formadora de trabajadores del sector y que, lamentablemente, por las cuestiones sanitarias que impuso la pandemia, no está impartiendo conocimientos en la actualidad.

Fue en abril de 2011 cuando concretamos un objetivo que ya en ese entonces entendíamos como central dentro de nuestra industria: capacitar y enseñar el oficio marroquinero con el objetivo de aumentar la mano de obra en el sector. Así nació la Escuela CIMA en un espléndido espacio cedido por el Centro Metropolitano de Diseño (CMD) ubicado en Barracas y desde entonces, hemos dictado allí clases específicas de trabajo de corte, rebajado, máquina y trabajo a mano, divididas en cuatro cursos correlativos, a cargo de magníficos docentes. 

Bajo la cumplimentación de ciertos requisitos, los programas implementados dan la posibilidad de capacitación a personas sin recursos económicos y a otras, con un arancel muy accesible. La Escuela Cima cuenta con tecnología de avanzada y provee a los alumnos de herramientas y materias primas que la Cámara se ocupa de conseguir a través de sus asociados.

Esta iniciativa es altamente positiva por partida doble. Por un lado, para los beneficiados que aprenden un oficio, por supuesto. Pero por otro, para la industria marroquinera, debido a la necesidad existente de mano de obra calificada en este sector. 

Sabido es que el activo más preciado de una empresa es su personal. Los trabajadores calificados pueden mejorar muchos procesos diferentes en una empresa en función de su experiencia o conocimientos. Y estas mejoras pueden crear una fuerte ventaja competitiva para las empresas.

En el mundo, hay múltiples ejemplos de empresas que no han logrado evolucionar porque no tienen el talento con las competencias necesarias para enfrentar los desafíos.

Es por eso que nos entusiasma informarles que la propuesta elevada ante el MInisterio de Trabajo fue muy bien recibida y comenzamos una etapa de reuniones y avances técnicos que esperamos que pronto desemboque en la reapertura de nuestra escuela para poder acompañar a las empresas en este momento.

Las Ventas minoristas pymes subieron 9,1% anual en agosto

Fuente CAME ~ Las ventas minoristas pymes a precios constantes crecieron 9,1% frente a agosto 2020. El 40,6% de los comercios relevados declaró estar mejor que en 2019, aunque las ventas todavía se ubican 6% por debajo de ese año.

El consumo continuó recuperándose, aunque muy atado a las restricciones de los bancos en el financiamiento con tarjetas de crédito, y la incertidumbre electoral, que incidieron sobre todo en la venta de bienes durables.

Así surge del Índice de Ventas Minoristas Pymes elaborado mensualmente por CAME. Analizando las ventas a precios constantes de agosto 2021, los resultados son:

–       Frente a julio 2021, crecieron 0,6%, con los mayores aumentos en Jugueterías y librerías (+17,7%), Ferreterías, materiales eléctricos y construcción (+10,7%) y Farmacias (+4,2%). Las mayores caídas ocurrieron en Calzado y marroquinería (-8,1%), Alimentos y bebidas (-4,1%) e Indumentaria, lencería y accesorios (-3,0%).

–       Frente a agosto de 2020, crecieron 9,1%, con las mayores tasas de variación en Indumentaria, lencería y accesorios (+38,5%), Jugueterías y librerías (+24,0%), y Ropa y art. deportivos y de recreación (+26,4%). Hubo caídas en Alimentos y bebidas (-7,1%) y Perfumería y cosmética (-8,8%)

–       Frente a julio 2019, las ventas cayeron 6,0%, con las mayores bajas en Perfumería y cosmética (-27,6%) y Neumáticos y repuestos de autos y motos (-17,1%).

–       En los primeros 8 meses del año las ventas minoristas pymes acumulan un alza anual de 13,7% frente a iguales meses de 2020 y bajan 12,3% vs iguales meses 2019.

Los resultados se obtuvieron sobre el promedio de las tasas de variaciones mensuales y anuales informadas por786 comercios del país entre el 1 y 3 de septiembre.

De los 11 sectores relevados, 9 finalizaron el mes con subas anuales, mientras que 2 cayeron. Incidieron positivamente en las ventas la estabilidad del dólar, los incrementos salariales, la menor inflación del mes, y la mayor inyección de dinero desde el Estado hacia los hogares.

En cambio, le pusieron un freno: la incertidumbre electoral, las restricciones de los bancos al crédito para el consumo, los problemas de ingresos de las familias y la menor cantidad y variedad de mercadería en los locales.

Evolución de las Ventas Minoristas Pyme

(Variación interanual y nivel con estacionalidad Enero 2019=100)

– Jugueterías y librerías: las ventas crecieron 24,0% anual y 5,0% frente a igual mes de 2019. El Día del Niño traccionó la demanda de esos productos y también el reinicio de las clases luego de las vacaciones de julio. Hubo menos ofertas de productos de primera marca, y más sustitutos que resultaron los más buscados. Los comercios consultados reclamaron por el crecimiento de la venta informal, especialmente en las grandes ciudades.

– Indumentaria, Lencería y accesorios: las ventas crecieron 38,5% anual (siempre a precios constantes), pero se mantienen 5,9% debajo de agosto de 2019. Hubo menos liquidaciones y eso determinó menores unidades vendidas, pero un aumento de la facturación a precios constantes. La llegada del calor anticipó el consumo de primavera, que encontró a los comercios en pleno recambio. De todos modos, fue el sector donde los empresarios más observaron la falta de dinero en la calle.

Evolución de las Ventas Minoristas Pymes

Variación %

– Ropa y artículos deportivos y de recreación: las ventas crecieron 26,4% anual a precios constantes, y 12,4% frente a agosto de 2019. Si se toman los primeros 8 meses del año, el rubro muestra un crecimiento anual de 15,3% pero una caída de 4% frente a 2019. De todos modos, es junto al rubro Farmacias, el que más cerca se encuentra de recuperar los niveles de ventas de ese año. El Día del Niño y el regreso de los entrenamientos y las competencias deportivas empujaron el consumo.

– Electrodomésticos, artículos electrónicos, computación, celulares y accesorios: en agosto las ventas en los comercios pymes subieron 2,2% anual y cayeron 10,6% frente al mismo mes de 2019, siempre medidas a precios constantes. Fue el rubro donde más incidió la incertidumbre electoral, y el rechazo de las tarjetas de crédito por falta de fondos, o atrasos en los pagos. Es que los bancos vienen actualizando los límites muy por debajo de la inflación y cortando las tarjetas si se demora el pago. Hubo más disparidad de lo habitual entre un comercio y otro, aunque hay expectativas de que las ventas mejoren en noviembre y diciembre, cuando finalice el ciclo electoral.

– Alimentos y Bebidas: las ventas en agosto cayeron 7,1% frente al mismo mes del año pasado. La baja se debe a la búsqueda de productos más económicos, a las promociones de los supermercados en una economía donde la gente dedica más tiempo a buscar ofertas, y al mayor cuidado en el consumo. Esto último se notó sobre todo en bebidas. En lo que va del año el sector acumula un alza de 0,3% frente a igual periodo de 2020 y una baja de 4,4% frente a 2019. La inflación del mes en estos productos se desaceleró y muchos de los comercios consultados informaron que hicieron lo posible por mantener los precios. Otra de las observaciones, fue el perjuicio que genera que los mayoristas vendan al público.

Ficha Técnica

Fecha de relevamiento: miércoles 1 y viernes 3 de agosto

Unidad de relevamiento: comercios pyme que desarrollan su actividad dentro del país y venden productos vinculados a los rubros seleccionados

Cobertura: nacional

Muestreo: panel no probabilístico.

Forma de recolección de la información: encuesta digital vía formulario virtual. Los encuestadores los envían a las empresas de su zona y/o se contactan con ellos ya sea por WhatsApp, teléfono o vía presencial.

Muestra: 786 comercios de 11 rubros en las ciudades capitales y/o principales del país. 

Unidad de medida: variaciones mensuales en la facturación.

Unidad de presentación: variación de la facturación a precios constantes.

Deflactor 2021: inflación al mes de julio 2021 informada por INDEC, desagregada por rubros.

En la siguiente tabla se pueden ver los ponderadores e inflación utilizada por rubro para deflactar la facturación corriente.

Cuántas horas de trabajo se necesitan para comprar un par de jeans en la Argentina

Fuente: Infobae ~ Un trabajador argentino que cobra el salario mínimo necesita trabajar casi 84 horas, más de 10 días laborales completos, para comprar un par de jeans. La cantidad de tiempo de trabajo que necesitan los trabajadores argentinos para comprar vestimenta es una de las más altas de la región, medidas en salaros mínimos. Sólo en Venezuela se necesitan más horas.

Los datos surgen de un análisis de la consultora Focus Market en base al salario mínimo y los precios de calzado e indumentaria de 10 países de la región. La comparación ilustra cómo el avance de los precios del sector aleja el acceso a vestimenta para los argentinos.

En la última publicación del índice de precios al consumidor del Indec, con datos a julio, prendas de vestir y calzado alcanzó un avance del 61% en términos interanuales. Un ritmo de subas que coloca a ese capítulo como el que el segundo que más se encareció en el último de año, superado sólo por el 62,9% de avance en un año del corto del transporte. El nivel general de precios subió 51,8% en el mismo período.Fuente: Focus MarketFuente: Focus Market

El análisis comparativo concluye que para comprar un par de jeans de primera marca en Venezuela se requieren 3.950 horas pagadas al salario mínimo, en Argentina 83 horas y 36 minutos, mientras en el otro extremo en Chile se requieren 29 horas 17 minutos y en Ecuador 34 horas con 48 minutos.

La comparación, sin embargo, toma ingresos mensuales mínimos de USD 2,50 para Venezuela, una cifra que se asume suele ser complementada con ingresos informales.

“Mientras el Salario va ganando terreno frente a los diferentes ajustes de tramos paritarios su poder adquisitivo en términos de compra de indumentaria y calzado no logra compensar la suba de precios en el mercado interno. Por su parte, frente a una inflación interanual de casi el 70% en esta categoría los ingresos de los argentinos se recortan a menos de la mitad para el mismo período”,expresó Damián Di Pace de Focus Market.

El estudio compara otras prendasEn el caso de la compra de un sweater en Venezuela se requieren 3.000 horas, y en Argentina 59 horas 55 minutos, mientras en el otro extremo en Ecuador se requieren 21 horas 36 minutos y en Chile 19 horas 48 minutos.

“Para el aumento de precios en indumentaria y calzado hay más de un motivo. El algodón en medio de la Pandemia no se conseguía, los insumos tuvieron pérdidas de stock, el flete desde hacía tuvo incrementos de hasta 500%, la incertidumbre de la apertura de locales llevó a que la producción se efectúe con bajo volumen para las temporadas primavera-verano y otoño e invierno y como si fuera poco cerraron muchas empresas del sector. La demanda se desplomó pero la oferta cayó aún más. A esto hay que sumarle la general que sobre la evolución de precios en Argentina producto de una emisión monetaria que actúa con rezago del pasado en el presente más expectativa futura”, agregó Di Pace.

Fernández, en Chivilcoy: “La industria es el motor del desarrollo”

Fuente: Tiempo Argentino ~ El presidente Alberto Fernández encabezó este martes una recorrida en el partido bonaerense de Chivilcoy, donde visitó la empresa Bicontinentar Footwear Technologies, ex Paquetá, líder en la fabricación de calzado deportivo de alta tecnología con capacidad para producir hasta 10 millones de pares de calzado por año. La empresa reabrió sus puertas el 1° de mayo de este año luego de haberlas tenido que cerrar durante el Gobierno anterior.

“Esta es una industria que además emplea muchas mujeres y eso me pone muy contento porque tenemos que mejorar el empleo de las mujeres. Y además estoy muy contento porque la empresa pudo abrir sus puertas nuevamente”, puntualizó el presidente.

“Lo que vivió esta empresa es lo que vivió la industria argentina entre 2016 y 2019, ni más ni menos, una Argentina que abrió importaciones indiscriminadamente y privó a los que invertían en la Argentina de seguir haciéndolo”, agregó el presidente.

“Y el resultado fue el cierre, los despidos, mucha gente que se quedó en la calle”, añadió.

De la recorrida por la emblemática fábrica también participó el embajador argentino ante Brasil, Daniel Scioli y el secretario de Industria, Ariel Schale.

Biocontinentar tiene dos líneas de montaje de 100 trabajadores que operan las marcas Joma, Diadora, Olympikus, Athix y próximamente Penalty y New Balance, y cuenta con las más altas calificaciones en materia de responsabilidad ambiental y social de América Latina.

En la recorrida el presidente recibió un delantal, el cual es muy significativo porque al momento de cerrar la fábrica, los empleados colgaban los delantales en señal de protesta.

“En 2015 tuvimos nuestra mejor performance y en 2018 nos quedamos sin pedidos porque había cambiado el marco de oportunidades para el desarrollo de nuestro negocio. Tuvimos que cerrar, eso es lo que nosotros llamamos darwinismo industrial, nos quedamos fuera del mercado pero acá está la industria liviana”, indicó el dueño de la empresa, Juan Recce.

Scioli se reunió el 3 de agosto pasado en Brasil con el Presidente de la filial argentina de Penalty, Emerson Shiromaru.

Ahí, el directivo de Penalty manifestó la intención de la empresa (líder en fabricación de pelotas y botines) de retomar la producción de botines, interrumpida en 2018 por el cierre de su planta de Florencio Varela, debido a las políticas del gobierno anterior. Ahora, el objetivo es producir 15.000 pares en su nueva planta de Chvilcoy.