Ahora 30 para indumentaria y calzado

Fuente: La Nación ~ La economía argentina entró en modo electoral. Con la intención de cazar votos en medio de la crisis, el presidente Alberto Fernández, sus ministros y los candidatos oficialistas relanzaron ayer un programa para financiar electrodomésticos, electrónica, materiales para la construcción, ropa, y otra gama de productos en hasta 30 cuotas.

La presencia del Presidente, que participó del acto por Zoom porque cumple una cuarentena tras su viaje a Perú, fue simbólico del papel que jugará el intento oficial de reactivar el consumo privado tras las promesas electorales en 2015 de volver a “llenar las heladeras”, luego de tres años de licuación salarial, y después del derrumbe de la economía que sobrevino a la pandemia y las cuarentenas oficiales durante 2020.

El plan del Gobierno es más amplio que el refuerzo y la extensión del Ahora 12 que se conoció ayer. Incluye simultáneamente un ritmo de depreciación del peso de 1% mensual (con una inflación corriendo a 3%); tarifas con actualizaciones mínimas; acuerdos de precios (Súper Cerca y ampliación de Precios Cuidados), otros congelamientos temporales en elecciones (electrónica y electrodomésticos y el precio de la nafta freezado hasta fin de año); devolución de impuestos a la clase media (Ganancias y monotributo); bonos a jubilados y una reapertura de las paritarias por arriba del 40% (la meta oficial de inflación fue de 29%). Además, se adelantó la suba de 35% del salario mínimo, vital y móvil, y se ampliaron programas sociales.

En definitiva, la apuesta es que la inflación vaya convergiendo a un 2%, como afirmó el ministro de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas, a LA NACION el fin de semana (actualmente se mantiene en 3%) y que los ingresos empiecen a ganar volúmen. “Hay que decir que los niveles de inflación de principio de año, que fueron tan elevados, son como un cocodrilo que te come los talones. En la medida en que tengamos índices más bajos, debería ir viéndose también una recuperación”, graficó ayer la viceministra de Gabinete, Cecilia Todesca. Hoy, el Presidente se congratuló del intento oficial para mejorar los ingresos de los trabajadores, pero volvió a despegar sus políticas –como la enorme emisión monetaria de $2,1 billones el año pasado para tapar el bache fiscal más amplio de la historia– de la inflación. Culpó, en cambio, a los empresarios por los precios.

“Estamos lanzando un plan que fue muy exitoso cuando lo lanzó [la expresidenta] Cristina Fernández de Kirchner, con la idea que nunca claudicamos, que es la de pensar que la Argentina se recupera, si produce, si genera trabajo y puede aumentar su consumo interno”, dijo el presidente en la empresa Visuar, en el Parque Industrial de Cañuelas. Allí estuvieron Guzmán, Kulfas, y la secretaria de Comercio Interior, Paula Español, entre otros.

El programa, que en la actualidad hace posible la financiación con tarjetas de crédito bancarias en 3, 6, 12 y 18 cuotas, sumará desde ahora la alternativa de hacerlo en 24 y 30 meses. La totalidad de productos y servicios se podrán adquirir de manera online y en los comercios adheridos de todo el país, los siete días de la semana. El plan oficial se extenderá hasta el 31 de enero de 2022.

En hasta 30 cuotas se podrán adquirir los siguientes ocho tipos de electrodomésticos de línea blanca de producción nacional: aires acondicionados; climatizadores de aire y/o ventilación; lavavajillas; lavarropas y secarropas; cocinas, hornos y anafes; calefactores y estufas; termotanques y calefones; y heladeras, congeladores y freezers. Se agregan 24 cuotas en materiales y herramientas para la construcción, muebles para el hogar, bicicletas, colchones, neumáticos, accesorios y repuestos, computadoras, notebooks y tabletas, televisores, monitores y pequeños electrodomésticos. También vuelven las 12 cuotas para indumentaria y calzado, que en marzo pasado se habían reducido a seis. Por otro lado, se suman 3, 6 y 24 cuotas para bicicletas, inclusive las eléctricas, sus partes y piezas.

Según la consultora LCG, el nivel de actividad económico todavía está 4% por debajo en comparación con febrero de 2020, previo a la pandemia, y similar a lo que era en 2011. La inflación es todavía una preocupación. En junio, el dato interanual superó el 50%. Los analistas privados estiman que julio estuvo cerca de 3%, tras el pico de 4,8% en marzo.

Según Equilibra, el “push electoral” será vía el consumo privado. Según sus números se invertirán $424.510 millones para mejorar el poder adquisitivo de los argentinos. Muchos de esos pesos, claro, vendrán de una mayor emisión, para muchos más inflación futura.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.