Un clásico argentino en venta: buscan comprador para Topper

Fuente: La Nación ~ El grupo brasileño Sforza quiere un socio para la histórica marca de indumentaria deportiva.

Topper está a la búsqueda de un nuevo dueño. El grupo brasileño que es el actual controlante de la histórica marca argentina de indumentaria deportiva le otorgó un mandato de venta a una consultora local con el objetivo de sumar un socio o comprador para la firma.

En los últimos días, Quantum Finanzas, la consultora que preside Daniel Marx, inició la rueda de negociaciones con potenciales candidatos para quedarse con Topper. La lista incluye desde jugadores locales que ya están en el mercado de la indumentaria como Grupo De Narváez (que junto con el fondo internacional L Catterton controla a las marcas n Rapsodia, Baby Cottons y Caro Cuore), hasta fondos de inversión, que con intereses diversificados en distintos rubros como Inverlat (dueño de Havanna y la firma de GNC Aspro).

El actual dueño de Topper es el Grupo Sforza, del empresario Carlos Wizard Martins, que a su vez adquirió el 100% de la marca en 2019, a cambio de US$64 millones. La empresa acaba de anunciar una inversión de $80 millones para comenzar a fabricar ropa deportiva en su planta ubicada en la localidad de Aguilares, en Tucumán.

“Es un buen momento para las empresas deportivas nacionales y para las empresas que tienen producción local en general porque su negocio vio favorecido por el cierre de las importaciones”, explicaron en una empresa que está mirando los números de Topper.

Topper acaba de anunciar una inversión de $80 millones para comenzar a fabricar indumentaria deportiva en su planta de Tucumán
Topper acaba de anunciar una inversión de $80 millones para comenzar a fabricar indumentaria deportiva en su planta de Tucumán

Consultados por LA NACION, se limitaron a destacar el crecimiento que tuvo la marca en los últimos años. “Topper es una marca líder en el mercado que en los últimos años ha reportado un crecimiento sostenido, llegando en 2021 a tener el mayor volumen de los últimos cinco años. Además, ha incorporado 270 personas a su dotación entre 2020 y 2021, y ha lanzado, por primera vez en su historia, la fabricación de indumentaria Topper producida íntegramente en su planta de Tucumán. La compañía siempre ha estado abierta a evaluar y analizar permanentemente opciones, como puede ser la incorporación de socios que tengan como objetivo acompañar y seguir potenciando el crecimiento de Topper Argentina”, precisaron.

El poder del perro

Topper es una marca argentina, fundada en 1975 por el grupo textil Alpargatas, que ya participaba en rubro del calzado deportivo con Flecha. Con el nuevo lanzamiento, el objetivo era incursionar en un segmento más alto del mercado y a la hora de bautizar a la nueva marca se terminaron inspirando en el nombre del perro de la familia de Eduardo Oxenford, el entonces presidente de Alpargatas.

De la mano de figuras del deporte, con Guillermo Vilas a la cabeza, Topper se convirtió rápidamente en un referente en el competitivo mercado del calzado deportivo local, al punto de pasar a ser el principal dolor de cabeza de una multinacional del poder de Adidas.

En los 80 Topper tuvo un momento de gloria como sponsor del Ferro de Griguol
En los 80 Topper tuvo un momento de gloria como sponsor del Ferro de Griguol

Los 80 fueron un momento de gloria para Topper, de la mano de su desembarco en las camisetas de grandes equipos de fútbol de esa década, como el Ferro de Carlos Timoteo Griguol -que en 1984 le ganó una final a River- o el Independiente de Ricardo Bochini y Claudio Marangoni.

Sin embargo, la marca deportiva no pudo sustraerse de los vaivenes económicos que vivió el grupo Alpargatas, con inversiones tan diversificadas que iban desde la marca de ropa Pampero hasta una participación en el Banco Francés, pasando por la línea de sábanas y cubrecamas Palette.

Gigante brasileño

En 2007, se produjo el desembarco en Alpargatas del Grupo Camargo Corrêa, de Brasil, que ingresó con la compra de un 34,6% y en poco tiempo se alzó con 100% de las acciones.

Hace siete años se produjo un nuevo cambio para Topper, con el ingreso en el paquete accionario del multimillonario brasileño Wizard Martins, del grupo Sforza. El holding abarca desde una franquicia de escuelas de idiomas -que fundó en 1987 y luego vendió al grupo británico Pearson- hasta firmas de tarjetas prepagas, cosméticos y una cadena de venta de productos naturales.

En 2015, Wizard Martins fundó, junto al exfutbolista Ronaldo, una red de escuelas de fútbol para niños y actualmente está a cargo de otra creada por Neymar. Sus negocios en Brasil también incluyen las licencias para el mercado brasileño de marcas internacionales de comida rápida como Taco Bell, Pizza Hut y KFC. En el negocio de la indumentaria también es dueño de la marca Rainha.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.